Orhit

 

Premios Madrid

 
Diario de una agencia - NO TOCAR
28 de Diciembre de 2011

Un año más...

Este artículo podría continuar de muchas maneras: un año más que no nos toca la lotería (¡vaya novedad!), un año más que llega el turrón (y nos pilla sin organizar nada), un año más para hacer balance de los casi 365 días que quedaron atrás (de eso, mejor ni hablamos)... En definitiva, está a punto de caer otro año más, con cualquiera de las coletillas que queramos ponerle.

 

De sobra sabemos que no ha sido un año fácil, algunos podrían etiquetarlo de annus horribilis. Pero como la Navidad es época de esperanza y buenos deseos, vamos a ver el futuro con optimismo y  pensar que el 2012 vendrá con un pan debajo del brazo o, al menos, con par de rebanadas.  El año que vamos a estrenar en breve es bisiesto, y eso, dicen por ahí, que trae suerte; quizá en este momento la suerte se materializa en que, los que tenemos trabajo, podemos trabajar un día más, y los que no lo tienen, cuentan con un día extra para buscarlo.

 

El año que se despide ha sido como un gran caldero en el que se han cocido muchos cambios: sociales, políticos, económicos y culturales. Inevitablemente todos hemos estado dentro de ese caldero, aunque unos hayan resultados más cocidos que otros. No debemos perder la perspectiva de estos cambios que nos rodean y que van a ser la clave para el 2012. Cada uno de nosotros, como individuos dentro de una sociedad cambiante, debe poner todo de su parte para adaptarse a esas corrientes novedosas que recorrerán, casi con seguridad, el 2012.

 

En cualquier caso, desde CVA te deseamos lo mejor para el año nuevo (tanto si eres de los que ve la botella medio llena como de los que la ve medio vacía).

Faltan unos días para el 24 de diciembre. En España, esta fecha además de ser sinónimo de Nochebuena, es también sinónimo del Discurso del Rey. Y es que este año prometía, porque con escándalo palaciego de por medio los españoles iban a estar más atentos a lo que dijera sobre Iñaki Urdangarín que al besugo o al cordero del plato. Prometía tener mayor share en prime time que un Real Madrid – Barcelona. Sin embargo, las audiencias volverán a ser lo de siempre (números muy respetables, aunque al emitirse en todos los canales quedan un poco desvirtuados) porque D. Rafael Spottorno, jefe de la Casa del Rey, ha dicho que nada del Duque de Palma y todo de la crisis económica. En fin, nos afecta mucho más a todos, pero el interés decae sin duda.


Y es que interés suscita y mucho. Los medios de comunicación se han volcado con los presuntos delitos económicos cometidos presuntamente (presunto y presuntamente, palabras amadas por los periodistas del corazón) por el yerno del Rey como administrador del hasta hace sólo unas semanas desconocido Instituto Nóos. Televisiones, radios, periódicos, medios digitales han gastado minutos y páginas en analizar el caso Urdangarín desde todas las perspectivas posibles: política, económica, social y, cómo no, rosa (o amarilla, no sé por cuál color decantarme) y, por supuesto, humorística (esta mañana escuchando la radio incluso he podido oír un villancico dedicado al Duque de Palma en el que, lógicamente, bien parado no salía). Además, ha sido la escusa perfecta para que algunos medios (de distintas ideologías) sacaran a ondear la bandera republicana.


El revuelvo ha sido tal tras el comunicado remitido por el propio Duque de Palma a la agencia EFE (cuando es necesario sí que son útiles los medios de comunicación, no sé si la ironía se capta por escrito), el pasado día 10 de diciembre, que el lunes 12 el jefe de la Casa del Rey se ha reunido con periodistas para explicarles la posición de Zarzuela (apartarle de actos oficiales) y anunciarles que las cuentas de Sus Majestades se harán públicas en breve (salvo gastos en trapitos y vacaciones) para dejar claro que “un garbanzo negro no tiene por qué estropear un cocido”.


Recapitulando, que es posible que el Discurso del Rey sea más seguido este año, por si se le escapa algo a nuestro monarca. Difícil pero no imposible. ¿Quién nos iba a decir hace unos años que las finanzas de la familia real estuvieran en boca de todos los españoles? (Aunque sea familia política).

10
Página 10 de 12